Inicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivado
 

 

Ryan Gosling recién llegó a los 40 años con una de las carreras más importantes en el mundo hollywoodense actual. Parece que los años no pasan por el actor, que realiza diferentes disciplinas con las que esculpe y cuida su cuerpo.

Todo comenzó con aquel papel romántico que lo lanzó al estrellato en el “Diario de Noah”, y desde aquel momento ha interpretado personajes de todo tipo dejando claro que él puede con todo. Uno de los secretos de su éxito reside en su capacidad para sumergirse a fondo en sus papeles. Por ejemplo, aunque no se lo exigían, en “Lalaland” aprendió a tocar el piano y en “Solo Dios perdona” aprendió a luchar.

La misma actitud tiene con los entrenamientos que lleva a cabo para ponerse en forma para sus actuaciones, algo que le ha permitido llegar a la cuarta década con un cuerpo fitness gracias al cual aparenta más juventud.

¿Cuáles son algunas de sus claves fitness en los últimos años?

En primer lugar, la dieta. Él mismo ha comentado en diversas ocasiones a los medios de comunicación que, aunque suele tener una constitución delgada y le gusta darse algún capricho de vez en cuando, en el momento que se trata de entrenamientos no tiene problemas en seguir un menú basado en una ingesta alta de proteínas repartidas en cinco comidas al día. El punto clave reside en ingerir raciones relativamente pequeñas principalmente de carnes magras, huevos y verduras al vapor.

En cuanto a sus rutinas. Algunos de sus entrenadores han comentado que Gosling siempre ha sido muy persistente y que nunca le falta motivación. Kui Puk, el maestro de Muay Thai que le instruyó durante el rodaje de “Solo Dios perdona” explicó que solían entrenar cinco días a la semana una media de dos horas y que el actor incluía no solo cardio, sino también ejercicios de fuerza.

Otra de las rutinas que ha practicado es el Pilates, al que recurrió especialmente en “Lalaland”. Uno de los beneficios a destacar de esta disciplina consiste en la capacidad de trabajar la musculatura profunda que con la actividad cardiovascular o los ejercicios de fuerza no se consigue. Además, cuando se busca marcar los abdominales es una de las más efectivas, ideal para alargar los músculos y moldear la figura.

Además, Gosling cada día se focaliza en una parte del cuerpo a trabajar que respeta rigurosamente.

Es así como el actor luce una figura tonificada a los 40 con su estilo de vida sano.

 

Escribir un comentario


Código de seguridad
Refescar