Inicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivado
 

 

Después de un divorcio se producen muchos cambios en tu vida a los que tendrás que acostumbrarte. Hay cosas que tendrás que hacer, o que sería bueno que hicieras, que te ayudarán a superar ese mal momento y logres salir de ahí.

La psicóloga Rosa Armas, especialista en parejas, recomienda, primero que nada, que es absolutamente necesario que se viva el duelo. Es imprescindible darse permiso para sentir el dolor por esa pérdida.

En algunas ocasiones, el orgullo puede hacer que no se viva el duelo plenamente, eso de, “no voy a soltar ni una lágrima por ese… o por esa…”. Pues no; eso no es buena idea. La única manera de superar un dolor es sentirlo; así que mejor lo vives de una vez. Porque cuanto antes lo vivas, antes lo podrás superar.

El duelo tiene cinco fases (Negación, ira, negociación, depresión y aceptación) Y aunque no todos pasamos por todas las fases, ni tenemos por qué pasarlas en el mismo orden, sí que es necesario vivir el duelo.

Es necesario expresar tu tristeza; porque es la forma de dejarla atrás. Expresa tu rabia, porque la sentirás con toda seguridad. En definitiva, siente lo que estás sintiendo, porque esa será la forma de superarlo.

Sabrás que lo has superado cuando seas capaz de recordar esa experiencia sin sentir dolor. Cuando seas capaz de agradecer esos momentos buenos que viviste con esa persona, que siempre los hay. Y cuando seas capaz de aceptar y asumir cuál fue tu responsabilidad en los momentos malos, que también los hay.

Una vez que el dolor por la ruptura vaya bajando en su intensidad, sería bueno que empezaras a organizar un poco tu vida, sobre todo tu vida social. Puedes empezar a quedar con tus amigos; organizar alguna actividad con ellos, retomar actividades que hacías y que hace tiempo que no haces. O bien, plantearte hacer eso que siempre has querido y nunca pudiste hacer.

Rodéate de la gente que te quiere y con la que estás a gusto. Hacer todas estas cosas ayuda a continuar con tu vida; y evita que te quedes anclado o anclada en la mala experiencia vivida.

 

Escribir un comentario


Código de seguridad
Refescar