¡Vende tus productos ONLINE!  


Inicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivado
 

 

El backgammon es un juego pero también puede ser un pasatiempo muy entretenido que ayuda a tu mente a mantenerse en forma y despierta. Un estudio revela que aprender y practicar este pasatiempo ayuda en más de un 15% a disminuir el riesgo de demencia.

El backgammon es un juego de fichas de gran tradición en Turquía, Grecia y Bulgaria, pero también se conoce en todo el mundo. Es practicado por dos jugadores en un tablero de madera con unos triángulos de tonos oscuro y claro alternos, con dos dados y 15 fichas blancas y 15 negras. El juego básico consiste en ir movilizando las fichas a lo largo del tablero, sobre los triángulos, en función de los resultados de los dados, ganando el primero que consigue “sacar” antes todas sus fichas a un extremo del tablero. Se suelen jugar varias partidas, ganando el que más haya conseguido.

Hay que seguir unas reglas sencillas, por lo que es fácil de aprender, destacando la posibilidad de «comer» una ficha por otra e impedir que sea «comida» si se pone una ficha doble, como ocurre con el juego de damas. Hay muchos tipos de backgammon, según los diferentes lugares donde se practique. En Grecia, donde es muy popular, se juegan tres tipos algo diferentes: el fevga, el plakoto y el portes

Es un juego rápido y divertido- más sencillo que el ajedrez y en el que se combinan el azar, la técnica , la astucia y la experiencia. No obstante también admite un alto nivel de estrategia, para jugadores avanzados. También se puede jugar en formato electrónico y online con un adversario en línea o contra la misma computadora. Se puede aprender con alguien que sepa o con instrucciones en libros o en internet. Como tantos juegos es a la vez estimulante y relajante y favorece la relación social, si es que se juega con otras personas. Existen campeonatos a distintos niveles, como ocurre con otro tipo de juegos como el ajedrez, por ejemplo.