¡Vende tus productos ONLINE!  


Inicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivado
 

 

Según la psicología del color cada tono tiene un significado dependiendo de su uso. Los colores provocan sentimientos, estados de ánimo, comportamientos y emociones diferentes.

Si bien es cierto que la interpretación tendrá una variación dependiendo del lugar y de la cultura, en la sociedad occidental hay ciertos principios básicos aceptados.

Los colores en nuestro entorno pueden tener un efecto en nosotros, pueden hacernos sentir relajados, enojados, inspirados, incluso hasta pueden hacernos sentir agotados.

Es por estas razones que el marketing se encarga de diseñar la imagen de los productos o logos con determinados colores para enviar diferentes mensajes al consumidor. También en la decoración de restaurantes o tiendas, usan determinado tipo de colores para aumentar el consumo o incrementar las ventas.

Algunos terapeutas complementan sus tratamientos con la ayuda de los colores (cromoterapia) para auxiliar al paciente con sus emociones y su estado físico.

En la decoración de interiores también es importante el uso de los colores por ello es necesario conocer de qué manera podemos aplicarla a nuestro hogar.

De esta manera podrás saber lo que transmiten los colores y tomar tus propias decisiones cuando se trate de pintar o decorar tu casa.

El blanco

Este color se relaciona con la pureza, la limpieza, la frescura y la simplicidad. Visualmente amplia los espacios, aporta iluminación y es uno de los colores que trasmite paz y nunca pasa de moda. Por todas estas cualidades, es un color que se puede utilizar en todas las habitaciones de una casa.

El rojo

Es un color cálido y dominante que estimula, y suele estar asociado con el amor y la pasión. Transmite fuerza y excita el sistema nervioso pero es recomendable no abusar de él. Se puede usar en una pared de la sala o el comedor, contrastando con colores neutros; en objetos decorativos como sillones o cojines, en los electrodomésticos de la cocina.

Los neutros

Son los colores más utilizados en la decoración de interiores. Abarcan los colores tierra, los grises, los cremas e incluyen al blanco y al negro. Estos colores sirven para dar equilibrio y armonía ya que son complemento de otros colores. Son colores flexibles que permiten la combinación con colores más llamativos. El negro es un color elegante que denota estilo y buen gusto, combina muy bien con los colores neutros más claros.

El amarillo

Es un color alegre e innovador que recuerda al sol por lo que transmite energía, optimísmo y se dice que desarrolla la creatividad, pero también es un color del que no se puede abusar porque sino puede causar efectos contrarios. Es ideal para usarlo en sillones, cortinas, en una pared combinada con otras que tengan colores neutros, objetos decorativos en una oficina o comedor.

El azul

El azul es un color relajante que invita a descansar y a la calma por lo que es ideal para los dormitorios y las habitaciones en las que se busque un ambiente tranquilo en donde uno se pueda concentrar y encontrar paz. Combina muy bien con ciertos tonos de verde y colores neutros.

El verde

Este color nos hace pensar automáticamente en la vida, la naturaleza y el mundo exterior. Tiene efectos relajantes al igual que el azul, de hecho estos colores se pueden combinar dependiendo de las tonalidades que se usen. Es un color refrescante que transmite alegría y paz.

El anaranjado

Es un color alegre que transmite vitalidad y entusiasmo. Se usa para alegrar las habitaciones y darles un toque de energía. Se combina con colores neutros y queda muy bien en la sala, el recibidor o la cocina.

 

Escribir un comentario


Código de seguridad
Refescar